9 feb. 2014

Sufriendo hasta el último minuto

El Atlético San José Promesas se ha impuesto esta mañana por 2-1 al Cacereño B. Una victoria muy sufrida y trabajada sobre el patético césped del Francisco de la Hera. Los nazarenos empezaron el partido con el marcador adverso tras un gol de Oliva. Dicen que el partido no acaba hasta que el árbitro no pita, y hoy el San José ha sido el fiel reflejo de este dicho popular. Empataron al filo de descanso y una vez pasado los 90 minutos lograron darle la vuelta al marcador.

Alineación Atlético San José Promesas: Seba Gil, Ricardo, Dieguito, Juanlu, Ezequiel (Javi González), Lauri, Mendo, Javi Asensio, Isidro Quintana (Antonio Rubio), Jorge Glez (Rodri), y Sergio Paredes.

Alineación CP Cacereño B: Miguel Ángel, Edu, Lucas, Alvaro, Buble, Alcala, Ismael, Manolo, Jaime, Oliver, y Oliva. También jugaron Alberto, Ayuso y Merino.

Árbitro: Santiago Quijada Alcón. Auxiliado en bandas por Arévalo Rosado, y de Dios Montero.

El San José no podía fallar en este partido, y por su puesto no lo hizo, aunque "in extremis". El plantel almendralejense presentaba numerosas bajas, de hecho, la convocatoria solo estaba formaba por 15 jugadores. Entre ellos un cadete, Javi González. Este centrocampista tiene solo 15 años. Premio al esfuerzo y al trabajo de una de las mejores promesas de Extremadura. Lo demuestra cada fin de semana en el cadete y en el juvenil de club nazareno.

Pana también tuvo que cambiar los roles de diferentes futbolistas. Ezequeil inició el partido desde el centro de la defensa hasta que en el minuto diez vio la amarilla. Fue entonces cuando el técnico lila optó por subir al centro del campo a Ezequeil, poner lateral derecho a Mendo y pasar a Dieguito como central. No estaba improvisado, se había ensayado en los entrenamientos.

El inicio del partido no fue muy prometedor para el San José. A los pocos minutos de comenzar, el ataque visitante dio el primer susto. Seba Gil no llegó al balón y cuando parecía que la pelota entraba apareció por allí Dieguito ejerciendo de Ángel de la Guarda. El banquillo llegó hasta cantar gol. 

El primer zarpazo del partido avivo más aún a los de Juan Luis Frutos. Dominaron el primer tramo del encuentro con las ideas claras. Jugar directo buscándole la espalda a los centrales. Tuvieron sus opciones, pero nuestra defensa cumplió. Juanlu estuvo providencial en algunos cruces. En el minuto 20 llegó el primer gol que subió al marcador. Los hombres de Pana no acertaron a despejar un centro y el despiste lo aprovechó Oliva para darle la ventaja a su equipo.

Con el resultado en contra el San José se desperezó. Fue entonces cuando empezó a mantener más la posesión. Lauri era el que sacaba la pelota desde atrás para distribuir el juego que en línea de 3/4 moría. Estaba atascado el ataque local. Mendo estuvo muy cerca de empatar con un libre directo que se fue rozando la madera.

A medida que pasaron los minutos empezaron a pisar más el área de Miguel Ángel, pero sin fortuna. Se anhelaba un buen remate que no llegaba. Fue entonces cuando Juanlu cabeceó un buen centro de Sergio Paredes desde la derecha. Con la ayuda de un defensor verde el balón se coló en la portería para poner las tablas. El canterano se estrena como goleador. Cada día crece más.

Tras el paso por la caseta, el San José se hizo dominador de la contienda. Los jugadores de Pana se marcaron un gran segunda parte de manual. Rozaron el sobresaliente. No se lo damos porque faltó la puntería. Aún así si el césped del municipal se pareciera más a un campo de fútbol y no a una campo de patatas otro gallo cantaría. A veces nos podemos desesperar por un mal pase, un mal control...pero es que es muy difícil hacerlo en estas condiciones.

El equipo de Almendralejo asedió al rival, no le dejó pasar la línea de medio campo y le hizo correr bastante. El Cacereño no tuvo la fortuna de su lado tampoco porque tres jugadores se tuvieron que retirar del terreno de juego por lesión.

Sergio Paredes fue uno de los primeros en atreverse. Lo intentó de volea, pero se marchó desviada. Los locales triangulaban. Una gran jugada de tiralíneas puso a Isidro Quintana en posición ventajosa para hacer gol. Su disparo fuerte y abajo fue atajado por un Miguel Ángel bien colocado. Primer aviso serio.

Sin tiempo para respirar, Sergio Paredes remató un buen centro que sacó un defensa con el portero prácticamente vencido. El rechace lo cogió Ezequiel que probó suerte desde fuera del área. El balón hizo un extraño y obligó a que Miguel Ángel se empleara a fondo.  Posteriormente, en una buena internada de Mendo, el emeritense disparó fuerte desde el costado derecho. La bola pasó por muy cerca del larguero. Se cantó el uy! en las gradas.

A diez minutos del final, las fuerzas en los locales flaquearon. El partido se rompió y el Cacereño ganó enteros. Incluso pudo llevarse el partido en dos ocasiones. La más clara el disparo dentro del área de Oliva que Seba Gil envió a córner tras sacar una buena mano.

Javi González debuta en tercera con 15 años.
Cuando el partido moría, un balón dentro del área le cayó a Ricardo Durán. Recortó a un defensa que metió tarde la pierna para hacer penalti. Lauri tomó la responsabilidad a instancias del banquillo y no falló desde las once metros. Algo que desesperó a los visitantes quienes se quejaron que la falta se pitó en el 48:30 cuando el árbitro solo dio 3 de añadido. Quizás algunos no saben que si se pierde tiempo en el descuento el trencilla esta obligado a añadirlo. Y un jugador visitante estuvo tumbado en el césped durante minuto y medio. Cosas del fútbol. La parroquía local también protestó un penalti que Quijada Alcón no interpretó como tal.

Con esta victoria el San José se coloca décimo con 36 puntos. Estamos en febrero y la permanencia está casi asegurada. No hay que relajarse y mantener esta línea- El próximo rival uno de los gallitos de la categoría, el Mérida.

En rueda de prensa Pana mostraba su satisfacción con el equipo y con sus jugadores que supieron adaptarse a las circunstancias. 



Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario